Director General: Rubén Cortés Fernández
Diario La Razón
Búsqueda avanzada »
Viernes 29 de Agosto | 11:10 pm
Facebook Twitter RSS Youtube
 
Crece 300% la compra de credenciales falsas del IFE

Ahora no sólo las quieren para cambiar de identidad, las solicitan porque ya se cerró el plazo para poder tramitarlas legalmente

 

La finalización de trámites para obtener la credencial de elector, le trajeron beneficios a algunos: los que se dedican a falsificar este documento, ya que han aumentado hasta en tres veces sus ventas en la plaza de Santo Domingo.

“Normalmente vendemos una o dos a la semana máximo, pero desde el mes pasado estamos vendiendo casi una diaria”, cuenta Hugo, un joven al que le dicen El Marmota, y que se dedica a comerciar todo tipo de documentos falsos en esta zona de la ciudad; el lugar donde imprime las credenciales es un viejo edificio ubicado en la calle de Moneda.

Y ahí, en esa imprenta, cuenta que lo más común entre sus clientes, es que busquen una credencial de elector para cambiar de identidad.

“Lo normal es que te la pidan con dirección, nombre y todos los datos falsos.”

Sin embargo, el falsificador asegura desde hace unas semanas las cosas han cambiado: “Yo creo que como la gente ya no va a poder sacar su credencial por eso está buscando tenerla como sea”.

Debido a que actualmente el Instituto Federal Electoral (IFE) no realiza trámites para obtener credenciales para votar, sólo pueden recogerlas quienes ya las tramitaron con anterioridad.

Las credenciales que venden en Santo Domingo son exactamente iguales a las que entrega el IFE en sus módulos.

Cuentan con clave de elector, holograma frontal, códigos y barras de seguridad en la parte trasera… incluso lleva la firma del Secretario Ejecutivo del Instituto, Edmundo Jacobo Molina. Los datos personales son a gusto del cliente.

La Razón solicitó una con los datos de Leonardo Valdés Zurita, nombre del presidente del IFE. La foto que se le dio es una retocada. Y la dirección se dejó a su elección. Al vendedor no le preocupó la petición.

Aprovechando la demanda que tienen, El Marmota al igual que los falsificadores de esta zona han aumentado sus precios para este documento.

Anteriormente una credencial la vendían en mil o mil 500 pesos dependiendo el comprador, pero ahora las dan en 2 mil.

A este hombre, al igual que el resto de quienes ofrecen estos documentos, parece no preocuparle que la falsificación de este tipo se sanciona con cárcel; la pena es de cuatro a ocho años de prisión y una multa de doscientos a trescientos 60 días de salario mínimo según el artículo 243 del Código Penal Federal.

Tampoco les preocupa que hace un par de años la Procuraduría de Justicia del Distrito Federal realizó un operativo en el que incautó computadoras y equipos de falsificación.

Ellos ofrecen sus productos sin empacho a quienes pasan por ahí. Para atraer a los clientes, los vendedores aseguran que con las credenciales podrán votar en las próximas elecciones. La realidad es que no aparecerán en la lista de electores; aún así, la venta ha aumentado.

La Razón pone a disposición de las autoridades la credencial adquirida con el único fin de realizar un trabajo periodístico.

 


Noticias Destacadas
Anterior Siguiente

fecha 3 de abril de 2012 01:40
ultima modificacion Ultima modificación: 23:59
autor Por: Carlos Jiménez carlos.jimenez@razon.mx
 
Versión imprimir
 
Todo sobre este tema
 
Crece 300% la compra de credenciales falsas del IFE

Foto Especial

 
 
 
 
Secciones
 
website security
Acerca de La Razón
 
Complementario
 
 
Facebook Facebook Twitter Twitter RSS RSS Youtube Youtube
 
La Razón © Todos los derechos reservados 2014
Powered by Web Comunicaciones