Diario La Razón
Viernes 28 de Julio | 12:06 pm
Facebook Twitter RSS Youtube
 
 
Ortega consolida su autocracia, en arranque de tercer mandato

El presidente renovó su mandato en un cuestionado proceso electoral celebrado sin observadores; opositores temen que se instaure una dictadura familiar

 

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, asumió ayer por cuarta vez la presidencia de su país, en esta ocasión con su esposa Rosario Murillo como vicepresidenta, hegemonía parlamentaria y sin obstáculos para impulsar su agenda.

La capital nicaragüense se encuentra bajo fuertes medidas de seguridad, con unidades de élite de la policía apoyada por perros adiestrados y el cierre de vías en un área de unos tres kilómetros alrededor del lugar donde se realiza la ceremonia, con la presencia de delegados internacionales, incluido el presidente venezolano Nicolás Maduro.

Ortega gobernará hasta el 2022 con el respaldo de 71 de los 92 diputados en el Parlamento, comandado por el otrora líder de los sindicatos sandinistas, Gustavo Porras.

“Hoy damos continuidad a todo lo bueno que hemos venido haciendo [...] para corregir lo que no haya salido bien y luego para avanzar en diálogo, alianza y consenso de manera permanente con empresarios, trabajadores, gobiernos locales para luchar contra la pobreza”, dijo Murillo en su alocución diaria a medios oficiales.

Algunos observadores creen que el nuevo mandato será igual a los 10 años que lleva Ortega en el poder. “Será más de lo mismo [...] de todo lo que ha sucedido hasta el 2016: un monólogo, las mentiras (sobre proyectos) que dicen que van ha hacer, la fantasía, la migración de la gente que no quiere meterse en problemas”, dijo a la AFP el sociólogo Cirilo Otero, del Centro de Iniciativas Políticas y Ambientales (CIPA).

La investidura de Murillo como vicepresidenta es un hecho inédito en Nicaragua y los adversarios de Ortega temen que sea un paso hacia la instauración de una dictadura familiar. Ortega renovó su mandato en un cuestionado proceso electoral celebrado el pasado 6 de noviembre sin observadores y tras eliminar a sus opositores mediante fallos.

Los principales movimientos de oposición no reconocen los resultados de las elecciones de noviembre y prometen intensificar su lucha en las calles y con denuncias a la comunidad internacional para demandar cambios en el sistema político y unas nuevas elecciones.

“Hacemos nuestro el compromiso de resistencia cívica y organizada contra el régimen” de Ortega y Murillo, el cual “no aceptamos como legítimo”, afirmó la dirigente del opositor Frente Amplio por la Democracia (FAD), Violeta Granera, durante un homenaje al periodista Pedro Joaquín Chamorro, en el 39 aniversario de su asesinato.

Con su tercera elección consecutiva desde el 2007, Ortega, de 71 años, se convierte en el gobernante que más tiempo ha ostentado el poder en Nicaragua.

Su primer paso como jefe de gobierno fue en 1979, cuando una insurrección popular derrocó a la dictadura de la familia Somoza, y entregó el poder 10 años después a Violeta Barrios, quien lo venció en las elecciones de 1989.

 
 
 

Noticias Destacadas
Anterior Siguiente

 
fecha 11 de enero de 2017 00:57
ultima modificacion Ultima modificación: 22:14
autor Por: Redacción La Razón
 
 
Todo sobre este tema
 
 
Ortega consolida su autocracia, en arranque de tercer mandato

Foto AP

 
 
 
 
 
 
 
Secciones
 
website security
Acerca de La Razón
 
Complementario
 
 
Facebook Facebook Twitter Twitter RSS RSS Youtube Youtube
 
La Razón © Todos los derechos reservados 2014
Powered by Web Comunicaciones